Problema de chicas

//Problema de chicas

Problema de chicas

La endometriosis es uno de los trastornos femeninos más frecuentes, aunque su confusa y a veces escasa sintomatología hace que no se hagan los controles necesarios.

El endometrio es el tejido de recubrimiento interno del útero, que se desarrolla cada mes por efecto de los estrógenos, preparando al útero para un posible embarazo; es el tejido donde ocurrirá la implantación del óvulo fertilizado. Si no hay gestación, al final del ciclo menstrual el endometrio se desprende desencadenando la menstruación.

La endometriosis, que puede generar entre otros serios problemas la aparición de quistes, se produce cuando el endometrio se ubica fuera del útero (generalmente adentro de la cavidad abdominal). Cuando esto sucede el líquido uterino no puede salir del cuerpo y los tejidos que rodean el área se inflaman.

La causa de la endometriosis es desconocida, a pesar de que existen varias teorías que intentan explicar las razones de su desarrollo.

Los síntomas más comunes son dolor antes y durante la menstruación, molestias durante o después de una relación sexual, pequeñas hemorragias premenstruales, movimientos intestinales dolorosos, fatiga, diarrea o estreñimiento, dolor de cintura y en la parte inferior de la espalda, menstruaciones irregulares, urgencia urinaria, dificultad para quedar embarazada e infertilidad.

Como medida preventiva es fundamental una visita anual al ginecólogo para examinar que el aparato reproductor funcione como debe.

Los chequeos para determinar la endometriosis pueden ser exploración ginecológica (colposcopía), ecografía transvaginal o laparoscopía.

Si existe endometriosis el tratamiento se realizará en función del grado de la enfermedad y las características personales de la paciente.

En general los métodos para combatirla son a base de hormonas. Dependiendo del tipo de droga y de la dosis los efectos secundarios pueden ser aparición de vello facial, cambios en la voz, acné, aumento de peso y de colesterol en sangre, pequeña pérdida ósea, calores similares a los de la menopausia, sequedad vaginal, insomnio, irritabilidad, dolor de cabeza, dolor mamario y sudoración. Estos efectos desaparecen al finalizar el tratamiento.

Cuando las hormonas no dan resultados es precisa una intervención quirúrgica para extirpar focos endométricos o quistes (si se desarrollaron).

Es importante desterrar algunos mitos respecto a la endometriosis, entre ellos que no es una enfermedad de transmisión sexual ni es contagiosa y que embarazarse no la cura, símplemente puede hacer más leves los síntomas.

Para aliviar los síntomas, reducir la inflamación y disminuir los niveles de estrógenos se recomienda eliminar los aceites vegetales poliinsaturados (maíz, girasol), la margarina y la manteca; agregar a la dieta ácidos grasos esenciales, presentes en el salmón, el atún y las semillas de lino; evitar las carnes de animales que fueron alimentados con hormonas y los lácteos que puedan contenerlas; aumentar la ingesta de soja y de productos derivados; limitar la cantidad de bebidas alcohólicas y consumir mucha fibra.

A su vez el ejercicio regular es muy importante porque puede ayudar a disminuir los niveles de estrógenos en el cuerpo.

El datoUna de cada tres mujeres con endometriosis no presenta ningún síntoma de esta enfermedad.
Endometriosis en números10 ó 20 por ciento de las mujeres en edad reproductiva suelen padecerla.

-Suele ser diagnosticada entre los 25 y 35 años, aunque el problema comienza alrededor del momento del inicio de la menstruación.

-Es una de las 3 causas mayores de la infertilidad femenina.

-El riesgo de desarrollarla es 6 veces mayor cuando la madre o una hermana mayor también la han padecido.

-Se consideran factores de riesgo tener ciclos menstruales de 27 días o menos, iniciar tempranamente la menstruación y tener períodos que duren 7 días o más.

-El 30 al 40 por ciento de las mujeres enfermas, pueden tener problemas de infertilidad. Alrededor del 30 por ciento de las mujeres, no presenta ningún síntoma además de este trastorno.

Fuente: Ana María de Romero, ginecóloga.

Fuente: Diario de Cuyo

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (¡Haz la primera valoracion!)
Cargando…
2017-01-16T00:26:12+00:00

Leave A Comment